Esta iniciativa consiste en intervenciones en el espacio público y privado que buscan concientizar a la sociedad sobre las situaciones de maltrato y abuso de niños, niñas y adolescentes. Durante la campaña se lleva a cabo una vacunación simbólica donde los jóvenes entregan “vacunas-caramelos”, para que los adultos se comprometan a asumir una relación de buen trato con los menores; también se otorga un certificado de compromiso con la iniciativa.

NOS SUMAMOS Y NOS COMPROMETIMOS CON UNA INFANCIA FELIZ Y SIN MALTRATOS